San Esteban de Gormaz

San Esteban de Gormaz se encuentra al oeste de la provincia de Soria. Su belleza y sus vestigios históricos le han valido la declaración de Conjunto Histórico-Artístico.

El casco antiguo de San Esteban está formado por un castillo emplazado en la cima de un cerro, desde el que se domina toda la villa.

San Esteban de Gormaz, cuenta con dos iglesias románicas declaradas Bien de Interés Cultural: la de San Miguel, construida en el año 1081, que es la primera iglesia románica porticada de la provincia, y la de Nuestra Señora del Rivero, del siglo XII, que se ubica en un altozano desde el que se domina toda la ribera del Duero.

Por otro lado y también de interés es el arco de la Villa, que fue la puerta de entrada de la antigua muralla y actualmente es uno de los principales accesos a la plaza Mayor y por supuesto el puente medieval de dieciséis ojos que cruza el Duero.

En la calle Mayor pueden contemplarse diversas casonas blasonadas, con escudos pertenecientes a familias nobles.

Qué visitar


Iglesia de San Miguel

Monumento Nacional desde 1976.

La iglesia conserva su fábrica original, de arenisca.

La importancia de este templo se debe a la inscripción existente en uno de sus 25 canecillos, que representa a un monje con un libro abierto en el que se puede leer:  “Me hizo el Maestro Julianus en la era de 1119”, (año 1081).

Estamos ante uno de los templos románicos más antiguos de la zona sur del Duero. Sus siete arcadas podrían representar las siete primeras iglesias de la cristiandad y, además, es un número que en la antigüedad significaba la perfección.

Iglesia de Santa María del Rivero

Bien de Interés Cultural desde 1996.

Esta iglesia alberga en su interior a la venerada Virgen del Rivero, patrona de la localidad, en cuyo honor se celebran las fiestas patronales y el día de la Concordia, el 1 de mayo, en el que 30 pueblos acuden a la villa con sus pendones ofreciéndolos a la Virgen.

LEYENDA

Entre los escudos se puede observar una inscripción:

AQ(U)I IACE UIDAS/ PASCUAL Q(UE) EL/ OUEND L(A) AQ(I) L(A) MIS(A)/ LIDIAN SUS ARMAS.

que hace clara referencia  a la Leyenda del Vado de Cascajar. La leyenda cuenta que Vidas Pascual, deán de la Catedral de Toledo, permaneció en misa en vez de ir a luchar a una gran batalla contra los moros. Entonces, un ángel se apareció en la batalla con su armadura y espada y dirigió la batalla por él.

Las obras que se realizaron en 1853 para poder acceder mejor a la Virgen a la hora de vestirla y adornarla, sacó a la luz un sillar con una cruz esculpida. Al extraer la piedra se encontró un hueco donde descansaba una caja de madera que contenía a su vez una cajita de fresno con una reliquia de Santa Leocadia o Cecilia y un fragmento de tejido musulmán enrollado con una bolsa de lienzo dentro. Muestran una decoración epigráfica con letras cúficas. Dice así: “En el nombre de Allah, clemente y misericordioso, la bendición y la prosperidad estén con el califa Hisam, favorecido de Allah y príncipe de los creyentes”.

Sobre el hallazgo de semejante reliquia histórica en la localidad hay dos teorías: que se hubiera obtenido tras una victoria del bando castellano hacia el musulmán (la única fecha del reinado de Hixem II en que los musulmanes no son derrotados es en el año 978, cuando el Conde Garcí Fernández y Sancho de Navarra derrotan a Orduan, lugarteniente del Califa) o que hubiera sido un obsequio (en cuyo caso se plantea la posibilidad de que el hijo de Almanzor, Abd Allah, lo diera como presente cuando se pasa al bando cristiano y se refugia en San Esteban de Gormaz en el año 989).

Casas Blasonadas

Las edificaciones de San Esteban de Gormaz se construyeron utilizando los materiales de la zona en función de la riqueza del propietario: adobe, madera y piedra. Son frecuentes las casas de adobe dispuesto a soga, tizón o espiga. Avanzando por la Calle Mayor se conservan casas nobles blasonadas que pertenecieron a importantes familias que coronaban sus fachadas con escudos nobiliarios.

Al abandonar los pórticos de la calle llama la atención una casa con una entrada en forma de arco formado por sillares, a cuyos lados, se han descubierto recientemente dos sillares con decoración visigoda que posiblemente pertenecieran a un templo cristiano.

También encontramos la casa de D. Cristóbal de Bermeo, el que fuera mayordomo del Marqués de Villena, D. Juan Manuel Fernández Pacheco.

San Esteban de Gormaz sin duda te sorprenderá y te ayudará a comprender mejor la historia de Castilla y por ende la de España.



  Domingo Martín
  FEPET. Federación Española de periodistas y escritores de turismo

 

Vota tu preferencia
(Votos: 2 Promedio: 5)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *